Carta a Fortuño, al Comité Asesor y a la Asamblea Legislativa

12 01 2009

Saludos:

Nada de lo que han propuesto me sorprende. Much@s puertorriqueñ@s (aunque aparentemente no la mayoría) sabíamos que este iba a ser un gobierno para l@s millonari@s de Puerto Rico (ni siquiera para la clase media alta).

Sin embargo, ese lenguaje paternalista de la “medicina amarga” se lo puede dejar a sus hij@s. Usted no es nuestro padre. Usted es nuestro representante. Nosotros le prestamos el poder y usted tiene el deber de actuar para nosotros. Las medidas que propone son INACEPTABLES.

Como tal,  cito la propuesta de un puertorriqueño que ha adoptado, perfectamente, el seudónimo “Ciudadano” en los foros de El Nuevo Día:

” La primera legislación en este ‘estado de emergencia’ no debe ser otra que una reducción de 25 % en salarios y beneficios a los miembros de la legislatura, al Gobernador, y todo jefe de agencia y sus equipo gerencial inmediato así como a todo asesor por contrato y de 10% a sus empleados y ayudantes. Es lo moralmente justo y necesario. Insto a todos los participantes de este foro a exigir esta acción legislativa através de este medio, así como por e-mail, carta postal, llamadas directas a la legislatura y otros medios de comunicación masivos y cualquiera otra forma de expresión ordenada y en ley a la cual tenemos derecho constitucional.”

Siento mucho que usted piense que esto no son cosas de “gradas”, pero a lo mejor a usted se le olvida que usted es nuestro empleado. Déjese de altanerías con su jefe, el Pueblo de Puerto Rico, y póngase a trabajar para mejorar nuestra situación. Esto incluye partir la soga por lo más fuerte, no lo más fino.  Le exijo que busque alternativas para que los poderosos (y con esto me refiero a las corporaciones extranjeras, a los miembros de  la Asamblea Legislativa, a usted… no a las clases asalariadas) empiecen a devolverle al país lo que se han llevado.

Atentamente,

Mofongo el Gato Místico

Anuncios